Author

Date
15 Feb 2017(13:52:14)




Imprimir

Con dos espléndidas anotaciones de Ángel di María, el París Saint-Germain humilló este martes a un desconocido Barcelona al golearlo 4-0 en el partido de ida de octavos de final de la Liga de Campeones de Europa, con lo que el conjunto español quedó con un pie y medio fuera del torneo.

El volante argentino festejó a lo grande en el día en que cumplió 29 años. Su primer gol, a los 18 minutos, fue mediante un tiro libre. Y a los 55 avanzó hasta el área y clavó el esférico al ángulo con un disparo en comba desde unos 25 metros.

Los otros dos tantos del partido realizado en París fueron del alemán Julian Draxler (40), y del uruguayo Edinson Cavani, quien también estaba de cumpleaños, al 72.

Ganar al Barcelona en el día de mi cumpleaños es algo increíble. Estoy feliz por el equipo y creo que merecimos el resultado. Corrimos, trabajamos, luchamos muchísimo. Para pasar (a la siguiente fase) tenemos que hacer un partido como el de hoy, perfecto, trabajar así. Hemos marcado cuatro goles, pero ellos también nos pueden anotar la misma cantidad, por lo que habrá que entrenar con el objetivo de llegar a los cuartos de final, declaró Di María.

El encuentro se presentaba como una batalla entre dos pesos pesados del futbol europeo, pero por rendimiento, el Barcelona pareció un peso pluma y así le fue: salió goleado del Parque de los Príncipes, y salvo un milagro en el duelo de vuelta que se disputará en el Camp Nou el próximo ocho de marzo, podría ser eliminado del torneo.

El equipo azulgrana, cinco veces campeón de la Champions, vivió una de sus noches más trágicas en Europa, comparable al 4-0 encajado en Múnich en las semifinales de la misma competencia en la temporada 2012-2013.

Por su parte, el PSG, que esta campaña se puso en manos del técnico español Unai Emery, parece haber dado un salto de calidad en Europa pese a las dudas al inicio de temporada.

Los locales arrollaron a los azulgranas desde los primeros minutos, con una presión asfixiante y con mucho peligro en el área del arquero Marc André Ter Stegen.

Cavani tuvo la primera, pero tomó mucho tiempo para controlar el centro de Di María y su disparo fue rechazado por el lateral Sergi Roberto (6).

Ter Stegen salvó a su equipo de encajar el primer gol con una mano prodigiosa que atajó un punterazo de Blaise Matuidi (11), pero a la tercera oportunidad, el PSG logró marcar, en una falta que Di María lanzó por encima de la barrera (18).

El Barça tuvo su gran ocasión minutos después, en un mano a mano del portugués André Gomes ante el arquero alemán Kevin Trapp, quien desvió a córner (27).

A partir de entonces, el PSG se replegó y buscó hacer daño a la contra, como en la jugada del segundo gol, en la que Lionel Messi perdió el balón en el centro del campo, Marco Verratti montó un contragolpe rápido y Draxler lo culminó cruzando el balón ante Ter Stegen (40).

La situación no cambió tras la pausa y Adrien Rabiot, en un centro demasiado cruzado (47), y Cavani, en un cabezazo alto (49), perdonaron el tercero.

No así Di María, que enloqueció al Parque de los Príncipes al marcar con un disparo de rosca que colocó lejos del alcance del portero (55).

El Barça no encontraba soluciones a la defensa planteada por Emery y, además, el gol rondaba el arco azulgrana en cada contrataque parisino.

Cavani finalmente obtuvo un premio a su esfuerzo tras una jugada del belga Thomas Meunier, quien se plantó sin oposición al borde del área rival y cedió a Cavani para que fusilara al arquero (72).

Con el Barça perdido, sin que Messi ni Luis Suárez aparecieran. A los azulgranas les falló hasta la suerte, pues un cabezazo del francés Samuel Umtiti se estrelló en el palo de la portería parisina (83).

La noche ha sido nefasta, nos hemos visto superados. No me han sorprendido. Son jugadores con muchísima calidad, sobre todo Di María, y encima en el banquillo tienen grandes soluciones. El PSG ha demostrado mucha calidad y mucho sacrificio en defensa. Han ganado la mayoría de los duelos, reconoció el técnico Luis Enrique.

En tanto, en Lisboa, el Benfica, donde milita el mexicano Raúl Jiménez, sacó una mínima ventaja en su primer encuentro de octavos de final ante el Borussia Dortmund.

Un tanto de Kostas Mitroglou bastó para que el cuadro portugués ganara 1-0 en el Estadio da Luz, donde el ex americanista tuvo actividad en los 15 minutos finales.

http://www.jornada.unam.mx
Deja un comentario

Create Account



Log In Your Account